martes, 2 de agosto de 2016

LATIDOS




Corazón enamorado
que no cesa de latir,
a veces lento y pausado,
otras rápido y acelerado,
con deseos de sentir.

Y de latido en latido,
un verso vuelve a nacer,
un poema piensa vivir
y todo cobra sentido
desbordándose el placer.

Y al haberte conocido
dejándome tu querer,
me veo como aturdido
y sin herida estaré herido
si no te volviera a ver.


(A. S. Pérez)

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Dímelo aquí